*Huertos Familiares surgió de la iniciativa de la Escuela Olegario Morales Oliva, con el apoyo de la Escuela de Talentos Alta UACh, a través del programa Talento en Tu Escuela

La Escuela Olegario Morales Oliva, culminó con una ceremonia virtual el proceso iniciado a través del proyecto Yo soy creativo. Los Huertos Familiares se realizaron gracias al apoyo de la Escuela de Talentos de la Universidad Austral de Chile, con una asesora experta en el tema.

Al respecto, la directora (s) del establecimiento, Cristina Escalona, manifestó su agradecimiento a las familias y destacó el compromiso de la asesora del proyecto, Claudia Palma y de los tutores del establecimiento: Yésica Oporto, Anita Molina, Analya Olivares, Jeannette Montecinos, Eugenia Quezada, Ed Leiva, Claudio Vásquez, Nuris Pinilla, Gricelda Cárdenas y Yarixsa Díaz.

«Hemos logrado llegar a esta instancia de finalización del proyecto Huertos Familiares, pese a las dificultades que la pandemia nos ha traído, quiero reconocer el trabajo de cada tutor, su compromiso y constancia por apoyar este proyecto, a la Universidad Austral y a la Escuela de Talento que nos brindaron todo su apoyo desde el comienzo de esta idea. Durante este tiempo, hemos potenciado el trabajo colaborativo, la inclusión de todos los integrantes de la comunidad educativa, principalmente de las familias como parte fundamental de los procesos de enseñanza y aprendizaje», detalló.

Por su parte, el director de Alta UACh, Marcos Urra, destacó a Paillaco como una de las comunas con mayor número de estudiantes participantes de la Escuela de Talentos y del proyecto Huertos Familiares.

«Estamos muy contentos de ver cómo este proyecto que ha concluido es la realización de los principales objetivos de nuestra escuela. Sin lugar a dudas, la Escuela Olegario Morales Oliva fue la que mejor llevó a cabo este proceso y los resultados están a la vista. La comunidad de la escuela ha logrado adaptarse al gran desafío que todos estamos enfrentando, usando una metodología creativa e innovadora, que rompe totalmente con el esquema preestablecido: trabajo colaborativo en familia, proye ctos en base a sus intereses y que entrelazan las asignaturas y temáticas del curriculum, y enriquecimiento académico», señaló Urra.

Finalmente, la asesora del proyecto, Claudia Palma, recordó que los Huertos Familiares, surgió de la iniciativa de la Escuela Olegario Morales Oliva, con el apoyo de la Escuela de Talentos Alta UACh, a través del programa Talento en Tu Escuela.

«El proyecto tuvo como objetivo transferir los conocimientos y las prácticas necesarias de manera sencilla, para que los estudiantes y sus familias lograran proyectar esto sus huertos, incluyendo sus cuidados y sustentabilidad para finalmente obtener productos. Cada familia generó un huerto diferente y también, crearon compostaje como abono para sus cultivos, disminuyendo los residuos domiciliarios, lo que además contribuyó al cuidado del medio ambiente. Los estudiantes y sus familias se convirtieron en los protagonistas de este proyecto, participando de principio a fin con compromiso, creatividad, perseverancia, desarrollando talentos, pensamiento crítico y habilidades valorando lo aprendido y experimentado. Agradezco a la escuela y su comunidad que me acompañó durante todo el proceso y a las familias que abrieron las puertas de sus casas», manifestó Palma.

Por admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *